Miguel Ángel Arranz

El tercer carril de la rotonda de diversia mejora el acceso a la A-1 para 12.000 trabajadores

Esta nueva infraestructura mejora la movilidad en uno de los puntos más problemáticos de acceso a la A-1 en Alcobendas, precisamente en el punto de más tráfico de la Red Nacional de Carreteras. Se calcula que saldrán beneficiados de esta apertura 12.000 trabajadores del Arroyo de la Vega y también los 25.000 vecinos del distrito Urbanizaciones.

Con un presupuesto de 803.690 euros, desde el pasado viernes está abierto al tráfico el nuevo acceso a la A-1 desde la Avenida de Bruselas gracias a la apertura de un ramal de giro directo a la autovía (sentido Burgos) junto a la rotonda del centro comercial Diversia. Además, se ha ampliado el ancho de la calzada de la glorieta, lo que ha permitido la creación de un tercer carril y la remodelación de las aceras en esta misma actuación.

Con esta nueva infraestructura se mejora la movilidad en uno de los puntos más problemáticos de acceso a la A-1 en Alcobendas, debido a la cantidad de tráfico que diariamente soporta el Distrito Empresarial y Urbanizaciones, por la gran afluencia de trabajadores de las multinacionales ubicadas en este distrito.

Hoy, lunes 2 de marzo, el vicealcalde de Alcobendas y concejal de Urbanismo, Miguel Ángel Arranz, acompañado por su antecesor en el cargo y portavoz del PP, Ramón Cubián, la concejala de Obras, Cristina Martínez, el concejal del distrito Urbanizaciones, Aitor Retolaza, y el concejal de Centro, Alberto polo, han visitado la zona para conocer el estado final de los trabajos.

Arranz ha resaltado que “con la puesta en marcha de esta conexión y la ampliación de un tercer carril en esta rotonda, se agiliza la salida a la A-1 de los más de 12.000 trabajadores del Arroyo de la Vega y los 25.000 vecinos residentes en el Distrito Urbanizaciones”.

Gracias a las obras de los últimos meses, se ha logrado aliviar el tráfico en la Avenida de Bruselas y en la conexión con la A-1 (sentido Burgos), ya que con el nuevo ramal se evita el paso por las dos rotondas existentes.

Las obras, que han supuesto una inversión de 803.690,19 euros y han tenido un periodo de ejecución superior a cinco meses, se han desarrollado por fases para minimizar las molestias de los vecinos y trabajadores del Distrito. Hay que recordar que, precisamente, esta rotonda da acceso a la A-1 (kilómetro 16) es el punto de la Red Nacional de Carreteras que más densidad de tráfico soporta.